Protección solar es imprescindible utilizar cada día. La exposición diaria al Sol provoca a lo largo de la vida el envejecimiento prematuro, manchas y quemaduras. Por ello es imprescindible utilizar un buen protector solar a diario y proteger la piel adecuadamente.